Preparación y respuesta ante emergencias

Enfermedad por el virus del Ebola — República Democrática del Congo

Brotes epidémicos: actualización
10 de octubre de 2019

El número de casos notificados de enfermedad del virus del Ebola (EVE) ha disminuido de manera constante en las últimas semanas; durante la semana epidemiológica del 30 de septiembre al 6 de octubre, se notificaron 14 nuevos casos confirmados en las provincias de Nord-Kivu e Ituri (figura 1). En el periodo de mayor transmisión en abril de 2019 se notificaron 126 casos en una semana. Aunque la disminución de la incidencia de casos es alentadora, debe interpretarse con cautela, ya que la situación sigue dependiendo en gran medida del nivel de acceso y seguridad.

A mediados de septiembre, los graves incidentes de seguridad acaecidos en el área sanitaria de Lwemba, en la zona sanitaria de Mandima, paralizaron las actividades de respuesta al brote durante más de dos semanas. Para aumentar la confianza y la participación de la comunidad en las actividades de respuesta, la semana pasada se celebró en Lwemba un foro abierto de debate y reconciliación con los asociados y la sociedad civil. Las actividades de respuesta se han reanudado desde entonces, pero siguen siendo limitadas. La mejora del acceso puede dar lugar a una mayor detección de casos y a un mejor rastreo de los contactos, lo que podría conllevar un aumento del número de casos notificados y de contactos identificados en el área.

Los puntos críticos se están desplazando desde los entornos urbanos hacia comunidades más rurales y de difícil acceso ubicadas en una área geográfica más concentrada. En los últimos 21 días (del 18 de septiembre al 8 de octubre), se notificaron un total de 59 casos confirmados en 10 zonas sanitarias (cuadro 1, figura 2); concretamente, casi cuatro de cada cinco casos confirmados se registraron en cuatro zonas de salud: (31%, n=18), Mambasa (29%, n=17), Komanda (10%, n=6), y Oicha (8%, n=5). Esto plantea problemas adicionales para las labores de respuesta, entre ellos una situación de seguridad extremadamente inestable, dificultades para acceder a algunas zonas remotas, una concienciación relativamente más escasa sobre el ebola y retrasos en la colaboración con la comunidad, lo que genera desconfianza y malentendidos, y la posibilidad de que no se notifiquen todos los casos, especialmente en torno a algunos emplazamientos mineros. La incidencia de la transmisión a lo largo de una carretera principal desde Komanda y Mambasa también plantea un mayor riesgo de propagación hacia el oeste a otras ciudades importantes del país (como Kisangani).

Al 8 de octubre se habían notificado en total 3207 casos de EVE, incluidos 3093 casos confirmados y 114 probables, de los cuales 2144 casos habían fallecido (tasa global de letalidad del 67%). De todos los casos confirmados y probables, el 59% (n=1797) eran mujeres, el 31% (n=909) niños menores de 18 años y el 5% (n=162) trabajadores sanitarios.

Al 4 de octubre, 1000 personas han sobrevivido a este brote de EVE. Desde noviembre de 2018, el Ministerio de Salud y el laboratorio del Instituto de Investigaciones Biomédicas, con el apoyo de la OMS, han emprendido un programa para ayudar a la reintegración de los supervivientes en la comunidad. El programa proporciona a los supervivientes de la EVE un seguimiento clínico, biológico y psicológico mensual durante un año tras el alta del centro de tratamiento. Actualmente hay tres ambulatorios operativos en Beni, Butembo y Mangina.

Con arreglo al pilar 1 del Plan de Respuesta Estratégica actual, las necesidades de financiación estimadas de todos los asociados para el período comprendido entre julio y diciembre de 2019 ascienden a US$ 287 millones, incluidos US$ 120-140 millones para la OMS. Al 10 de octubre, la OMS había recibido US$ 60,4 millones, y se habían comprometido o prometido más fondos. Se necesitan más recursos para financiar la respuesta hasta diciembre de 2019 y el primer trimestre de 2020.

Con arreglo al pilar 5, Preparación regional, las necesidades de financiación de todos los asociados ascienden a US$ 66 millones, de los que la OMS necesita US$ 21 millones. Al 8 de octubre, la OMS ha recibido US$ 1,6 millones. Aunque se están tramitando algunas promesas adicionales, se necesita urgentemente una mayor financiación para la preparación en los países vecinos. La OMS está haciendo un llamamiento a los donantes para que presten un apoyo generoso. Se puede consultaraquíun resumen de la financiación recibida por la OMS desde el inicio de este brote.

Figura 1: Casos confirmados y probables de enfermedad por el virus del Ebola por semana de inicio de la enfermedad y por zona sanitaria. Datos al 8 de octubre de 2019*

*Los datos de las últimas semanas están sujetos a demoras en la confirmación y notificación de casos, así como a la depuración de datos en curso. Otras zonas sanitarias: Alimbongo, Ariwara, Biena, Bunia, Goma, Kalunguta, Kayna, Komanda, Kyondo, Lolwa, Lubero, Manguredjipa, Masereka, Musienene, Mutwanga, Mwenga, Nyankunde, Nyiragongo, Oicha, Pinga, Rwampara, Tchomia y Vuhovi.

Figura 2: Casos confirmados y probables de enfermedad por el virus del Ebola por semana de inicio de la enfermedad y por zona sanitaria. Datos al 8 de octubre de 2019*

Cuadro 1: Casos confirmados y probables de enfermedad por el virus del Ebola y número de áreas sanitarias afectadas por zona sanitaria de las provincias de Nord-Kivu e Ituri (República Democrática del Congo), datos hasta el 8 de octubre de 2019**

**El número total de casos y áreas afectadas durante los últimos 21 días se calcula en función de la fecha de la primera alerta de los casos, que puede diferir de la fecha de confirmación y de la fecha del parte diario notificado por el Ministerio de Salud.

Respuesta de salud pública

Para obtener más información sobre las medidas de respuesta de salud pública adoptadas por el Ministerio de Salud, la OMS y los asociados, consulte los últimos informes de situación publicados por la Oficina Regional de la OMS para África:

Evaluación del riesgo por la OMS

La OMS monitorea constantemente los cambios en la situación y el contexto epidemiológicos del brote para asegurarse de que el apoyo a la respuesta esté adaptado a las circunstancias cambiantes. En la última evaluación llevada a cabo el 8 de octubre de 2019 se concluyó que los niveles de riesgo nacionales y regionales siguen siendo muy altos, mientras que los niveles de riesgo mundiales siguen siendo bajos.

En el último mes se han logrado progresos sustanciales en la respuesta, y el número de nuevos casos confirmados disminuye de forma constante. Debido a que la transmisión se está desplazando de los principales puntos críticos metropolitanos a las zonas sanitarias rurales, se requiere vigilancia, ya que estas áreas pueden ser de difícil acceso y plantear problemas de seguridad. Las estrategias de respuesta deben seguir adaptándose al contexto local, y la disposición y preparación operacionales deben mejorarse y mantenerse en las zonas no afectadas por brotes epidémicos, incluidas las principales rutas de tránsito.

Consejos de la OMS

Teniendo en cuenta la información disponible, la OMS aconseja no restringir los viajes a la República Democrática del Congo ni el comercio con este país. Actualmente no existe ninguna vacuna autorizada para proteger a las personas frente al virus del Ebola. Por tanto, el requisito de tener un certificado de vacunación contra el virus del Ebola no constituye una base razonable para restringir los desplazamientos transfronterizos o la expedición de visados a los viajeros que entran en los países afectados o salen de ellos. La OMS sigue vigilando de cerca y, de ser necesario, verificando las medidas con respecto a los viajes y al comercio en relación con este evento. En la actualidad, ningún país ha aplicado medidas relativas a los viajes que interfieran significativamente con el tráfico internacional hacia la República Democrática del Congo y desde este país. Los viajeros deben solicitar asesoramiento médico antes de viajar y observar prácticas adecuadas de higiene. Se puede consultar más información en las Recomendaciones de la OMS acerca del tráfico internacional en relación con el brote de enfermedad por el virus del Ebola en la República Democrática del Congo (en inglés) .

Se puede obtener más información en: