Preparación y respuesta ante emergencias

Enfermedad por el virus del Ebola – República Democrática del Congo

Brotes epidémicos: actualización
21 de noviembre de 2019

La semana pasada (del 13 al 19 de noviembre) se notificaron siete nuevos casos confirmados en el marco del brote de enfermedad por el virus del Ebola (EVE) que afecta actualmente a las provincias de Kivu del Norte e Ituri. Tras más de 30 días sin nuevos casos, en la zona sanitaria de Oicha se notificó un nuevo caso confirmado de EVE, que supuso la muerte de una persona de la comunidad. Este caso estaba relacionado con las zonas sanitarias de Kalunguta, Mandima, Mabalako y Oicha, y fue transportado dentro de la zona sanitaria de Beni después de su muerte. Un equipo multidisciplinario ha iniciado la investigación de esta cadena de transmisión. Todavía no se ha determinado el origen de la exposición; se han enviado muestras al laboratorio de la zona sanitaria de Katwa para su secuenciación a fin de facilitar la identificación del origen. Todos los demás casos que se han notificado en las zonas sanitarias de Beni y Mabalako durante la última semana se han relacionado con cadenas de transmisión conocidas.

Esta semana se han producido incidentes de seguridad atribuidos al conflicto armado en múltiples zonas incluidas en la respuesta, entre ellas las zonas sanitarias de Beni, Oicha y Kyondo. La causa principal fueron las operaciones militares que se están llevando a cabo contra grupos armados no estatales y los ataques de represalia contra la población local. No se ha informado de ningún caso de violencia dirigida contra la respuesta, aunque la inseguridad y las protestas conexas por parte de las comunidades motivaron la suspensión de las actividades de respuesta en algunas áreas de las zonas sanitarias de Beni, Butembo y Oicha. Estos episodios de violencia y las perturbaciones que causan en la respuesta amenazan con revertir los progresos logrados recientemente. Como se ha comprobado otras veces durante el brote, estas interrupciones limitan el rastreo de contactos y los esfuerzos de vigilancia y a menudo tienen como resultado un aumento de la transmisión.

Durante los últimos 21 días (del 30 de octubre al 19 de noviembre), se han notificado 28 casos confirmados en cuatro zonas sanitarias activas de las provincias de Kivu del Norte e Ituri (figura 2, cuadro 1), la mayoría de ellos en tres zonas sanitarias: Mabalako (50%, n=14), Beni (29%, n=8), y Mandima (18%, n=5). La mayoría de los casos (93%, n=26) guardan relación con cadenas de transmisión conocidas. La mayor de las dos cadenas activas de transmisión incluye dos casos que fueron sintomáticos en la comunidad durante un largo periodo de tiempo, lo que dio lugar a transmisión secundaria y terciaria. En las zonas sanitarias de Mambasa y Butembo pasaron 21 días sin que se notificaran nuevos casos confirmados.

Al 19 de noviembre, se habían notificado un total de 3298 casos de EVE, incluidos 3180 casos confirmados y 118 probables, de los que 2197 casos habían fallecido (tasa global de letalidad del 67%). De todos los casos confirmados y probables, el 56% (n=1859) eran mujeres, el 28% (n=931) niños menores de 18 años, y el 5% (n=163) trabajadores sanitarios.

Figura 1: Casos confirmados y probables de enfermedad por el virus del Ebola por semana de inicio de la enfermedad y por zona sanitaria (datos al 19 de noviembre de 2019)*

*Se excluyen n=184 casos para los que no se han comunicado las fechas de inicio de la enfermedad. Los datos de las últimas semanas están sujetos a demoras en la confirmación y notificación de casos, así como a la depuración de datos en curso. Otras zonas sanitarias: Alimbongo, Ariwara, Biena, Bunia, Goma, Kalunguta, Kayna, Komanda, Kyondo, Lolwa, Lubero, Manguredjipa, Masereka, Musienene, Mutwanga, Mwenga, Nyankunde, Nyiragongo, Pinga, Rwampara, Tchomia, y Vuhovi.

Figura 2: Casos confirmados y probables de enfermedad por el virus del Ebola por semana de notificación de los casos y por área sanitaria (datos al 19 de noviembre de 2019)*

Cuadro 1: Casos confirmados y probables de enfermedad por el virus del Ebola y número de áreas sanitarias afectadas por zona sanitaria de las provincias de Kivu del Norte e Ituri (República Democrática del Congo) (datos al 19 de noviembre de 2019)**

**El número total de casos y áreas afectadas durante los últimos 21 días se calcula en función de la fecha de la primera alerta de los casos, que puede diferir de la fecha de confirmación y de la fecha del parte diario notificado por el Ministerio de Salud.

Respuesta de salud pública

Para obtener más información sobre las medidas de respuesta de salud pública adoptadas por el Ministerio de Salud, la OMS y los asociados, consulte los últimos informes de situación publicados por la Oficina Regional de la OMS para África:

Evaluación del riesgo por la OMS

La OMS monitorea constantemente los cambios en la situación y el contexto epidemiológicos del brote para asegurarse de que el apoyo a la respuesta esté adaptado a las circunstancias cambiantes. En la última evaluación se concluyó que los niveles de riesgo nacionales y regionales siguen siendo muy altos, mientras que los niveles de riesgo mundiales siguen siendo bajos.

Aunque la disminución relativa de la incidencia de casos es alentadora, debe interpretarse con cautela, ya que la situación sigue dependiendo en gran medida del nivel de acceso y seguridad en las comunidades afectadas. Paralelamente a la disminución de la incidencia de casos, se produjo un desplazamiento de los puntos críticos desde los entornos urbanos hasta las comunidades más rurales y de difícil acceso, dentro de un área geográfica más concentrada. Estas áreas plantean problemas adicionales para las labores de respuesta, a saber: una situación de seguridad extremadamente inestable; dificultades para acceder a algunas zonas remotas; retrasos en la colaboración con la comunidad, lo que a su vez genera desconfianza y malentendidos; y la posibilidad de que no se notifiquen todos los casos. Los recientes incidentes de seguridad y perturbaciones de las actividades de respuesta ponen de manifiesto que los riesgos de resurgimiento siguen siendo muy altos, al igual que el riesgo de que el brote se vuelva a propagar debido al desplazamiento de casos fuera de los puntos críticos para buscar atención sanitaria o por otras razones. Estos riesgos siguen siendo mitigados por las importantes actividades de respuesta y preparación que se llevan a cabo en la República Democrática del Congo y los países vecinos, con el apoyo de un consorcio de asociados internacionales.

Consejos de la OMS

Teniendo en cuenta la información disponible, la OMS aconseja no restringir los viajes a la República Democrática del Congo ni el comercio con este país. El requisito de tener un certificado de vacunación contra el virus del Ebola no constituye una base razonable para restringir los desplazamientos transfronterizos o la expedición de visados a los viajeros con origen o destino en los países afectados. La OMS sigue vigilando de cerca y, de ser necesario, verificando las medidas con respecto a los viajes y al comercio en relación con este evento. En la actualidad, ningún país ha aplicado medidas relativas a los viajes que interfieran significativamente con el tráfico internacional que tiene origen o destino en la República Democrática del Congo. Los viajeros deben solicitar asesoramiento médico antes de viajar y observar prácticas adecuadas de higiene. Se puede consultar más información en las Recomendaciones de la OMS acerca del tráfico internacional en relación con el brote de enfermedad por el virus del Ebola en la República Democrática del Congo (en inglés)..

Se puede obtener más información en: