La OMS refuerza la detección de enfermedades y la respuesta a ellas en Sudán del Sur

Noviembre de 2016

Cuando un país sufre un brote de una enfermedad infecciosa, como el sarampión o el cólera, es esencial que disponga de un buen sistema para detectarlo precozmente y así evitar que se siga propagando, salvar vidas y ahorrar recursos.

La OMS capacita al personal para mejorar la capacidad de los laboratorios en Sudán del Sur.
La OMS capacita al personal de salud de Sudán del Sur en la detección de enfermedades infecciosas
OMS

Capacitar a los trabajadores de la salud en áreas como la detección de enfermedades

La OMS está colaborando con el Ministerio de Salud y los asociados para desarrollar los conocimientos y aptitudes locales, y en particular para capacitar a más de 1300 trabajadores de la salud en áreas como la detección de enfermedades, la investigación de brotes y la respuesta a estos.

«Sudán del Sur es un entorno laboral difícil debido a la inseguridad y a las dificultades para acceder a algunos de los habitantes más vulnerables del país», dice el Dr. Abdulmumini Usman, Representante de la OMS en Sudán del Sur. «La OMS está haciendo todo lo posible para detectar y responder a múltiples brotes de enfermedad y lograr que el Ministerio de Salud y los asociados tengan los conocimientos y las aptitudes necesarias para que puedan realizar su trabajo lo mejor posible con los escasos recursos disponibles».

En Sudán del Sur las enfermedades infecciosas suponen un importante reto para la salud pública y son una causa importante de morbilidad, discapacidad y mortalidad en un país que además está atrapado en un conflicto. La debilidad del sistema de salud pública del país agrava la situación y dificulta una respuesta eficaz a brotes que son en gran parte prevenibles. En el origen de los frecuentes brotes hay varios factores, entre los que destacan el conflicto y los consiguientes desplazamientos de población, el hacinamiento y las malas condiciones del entorno.

La OMS calcula que en Sudán del Sur hay 12,3 millones de personas en riesgo de sufrir brotes. En 2015 y 2016, la OMS ayudó a identificar, investigar y responder a 49 brotes en diferentes lugares y por diferentes causas, entre ellas el cólera, el sarampión, las fiebres hemorrágicas víricas, el paludismo y la hepatitis E.

Con cerca de 3 millones de casos notificados desde 2015, el paludismo es una de las principales causas de morbilidad y mortalidad en Sudán del Sur. El cólera es otra importante amenaza para la salud pública, con más de 4500 casos notificados desde 2015. También son importantes el sarampión y el kala azar.

La lucha contra los brotes

Desde 2006, la OMS ha estado trabajando en Sudán del Sur para ayudar a establecer un sistema integrado de vigilancia y respuesta a enfermedades (SIVRE), gracias a la financiación proporcionada por la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional.

En 2013, la OMS ayudó a introducir en los estados de Sudán del Sur afectados por el conflicto la Red de alerta y respuesta temprana (EWARN) como complemento del SIVRE.

La detección precoz de las enfermedades ayuda a la OMS, al Ministerio de Salud de Sudán del Sur y a los asociados del Grupo de Acción Sanitaria a responder con mayor eficacia. Por ejemplo, la detección precoz de cerca de 3000 casos de cólera notificados este año ha ayudado a la OMS y a los asociados a dirigir la vacunación, de la que se han beneficiado 69 000 personas.

Para reforzar la capacidad de vigilancia y respuesta a las enfermedades en Sudán del Sur, la OMS ha capacitado en 2015 y 2016 a más de 1300 trabajadores de la salud para que lleven a cabo actividades relacionadas con el SIVRE:

  • 231 han sido capacitados en vigilancia y respuesta integradas;
  • 732 en notificación, preparación y tratamiento de enfermedades infecciosas;
  • 253 equipos de respuesta rápida en investigación de brotes y respuesta a ellos;
  • 34 en obtención, procesamiento, envasado y envío de muestras de pacientes con sospecha de cólera y pruebas de diagnóstico rápido de esta enfermedad.

«Agradecemos el compromiso de los donantes y otros asociados con este importante empeño» dice el Dr. Usman de la OMS.

Empiezan a verse resultados, pese a los grandes obstáculos operacionales

La OMS ha ayudado a reforzar la capacidad del laboratorio nacional de salud pública para confirmar el cólera, el sarampión, la meningitis e infecciones por bacterias que, como la salmonella y la shigella, pueden causar gastroenteritis grave.

Según la OMS, hay una mejora de la notificación y de la calidad de los datos tanto de los condados como de los centros sanitarios. Por ejemplo, la completitud de la notificación por el SIVRE aumentó entre 2014 y 2016 del 42% al 50%, y su puntualidad del 27% al 51%.

Gracias a la mejora de la capacidad de tratamiento, la OMS señala que la tasa de letalidad del cólera ha disminuido del 2,6% en 2014 al 1,5% en 2016. En Juba, donde se produjeron dos terceras partes de los casos notificados en 2016, dicha tasa disminuyó a menos del 1%.